B. Braun abrirá en septiembre un nuevo centro de diálisis

R. Travesí
La nueva clínica, para un centenar de pacientes tras una inversión de 3 millones, obligará al traslado de los enfermos renales desde las instalaciones de la calle Renedo al barrio de Santos Pilarica

La empresa B. Braun Avitum abrirá en septiembre su centro de atención renal en Valladolid para un centenar de pacientes después de una inversión cercana a los tres millones de euros. Los obreros ultiman los trabajos de la nueva clínica concertada por la Gerencia regional de Salud (Sacyl), situada en el barrio de Santos Pilarica, que contará con 40 puestos de diálisis. De esta manera, los pacientes de Valladolid y su provincia que actualmente acuden al Centro de Diálisis de Fresenius Medical Care Services en la calle Renedo se trasladarán a las nuevas instalaciones, después de que B. Braun lograra en agosto de 2018 la adjudicación del contrato público del servicio de hemodiálisis extrahospitalaria.

Los operarios llevan meses con la adecuación de unos bajos entre las calles Nebulosa y Asteroide, junto al gimnasio GO fit, para dotar el espacio de la tecnología más avanzada, con el objetivo de ofrecer el mejor servicio de hemodiálisis a los pacientes con insuficiencia renal avanzada en unas instalaciones amplias, modernas y acogedoras.

La apertura del primer centro B.Braun Avitum en la Comunidad supone un “hito” para la compañía. Fuentes de la empresa aseguraron a la Agencia Ical que la clínica “refuerza” su posición como proveedor “de referencia” en el sector.

No en vano, B. Braun Avitum Servicios Renales cuenta con una “sólida” trayectoria de más de 20 años en España desde que en 1995 adquiriese su primer centro en Tenerife. A nivel global, B. Braun Avitum está presente en 30 países y dispone de una red de 350 clínicas de hemodiálisis en cuatro continentes.

En la actualidad, gestiona 13 centros de atención renal en todo el país, repartidas en Andalucía (Arcos de la Frontera, Málaga y Úbeda), Madrid, Galicia (Monforte y Lugo), Comunidad Valenciana (Valencia, Massamagrell, Valll D’ Uixó y Vila-Real), Canarias (Tenerife) y Cataluña (Martorell), además del de Valladolid. “Cada día, más de mil pacientes son tratados en nuestras instalaciones por más de 300 profesionales sanitarios que componen nuestra plantilla”, añadieron las mismas fuentes.

La propia página web de la empresa ya incluye el nuevo centro de Valladolid, con la anotación de que abrirá “próximamente”. Además, B. Braun inició antes de verano el proceso de selección de personal como enfermeros, auxiliares de clínica con experiencia en hemodiálisis y médicos nefrólogos.

El centro contará con 40 puestos de diálisis para atender a un centenar de pacientes, tanto de Valladolid como de las poblaciones cercanas. Asimismo, las instalaciones prestarán servicio a los pacientes vacacionales que necesiten seguir con su tratamiento mientras se encuentran de visita en la ciudad.  Y es que la diálisis es un tratamiento médico que se encarga de desempeñar la función de filtrar la sangre de unos riñones que han dejado de funcionar, gracias a unas complejas máquinas. Cada paciente suele pasar unas cuatro horas en el centro, tres días a la semana.

La clínica de Fresenius en la calle Renedo cuenta ahora con cuatro turnos, entre las 8 y las 19 horas de lunes a sábado, gracias a los 30 puestos. El nuevo centro de B. Braun contará con diez puestos de atención más, aunque fuentes de la compañía explicaron a Ical que será necesario evaluar los turnos más adecuados para atender las necesidades de los pacientes.

Contrato de seis millones de euros

La Consejería de Sanidad formalizó el contrato con B. Braun Avitum Valnefrón en marzo pasado tras alzarse con el Lote 1, correspondiente a Valladolid capital, con un importe de seis millones de euros (exento de IVA al ser una prestación sanitaria). El canon se reparte entre las anualidades de 2018 (1,1 millones), 2019 (dos millones), 2020 (dos millones) y 2021 (839.000 euros).

Su oferta económica consistió en un precio unitario por sesión de 112,87 euros, cuando se realizasen entre 391 y 780 tratamientos al mes a pacientes beneficiarios de la Seguridad Social, pertenecientes a Sacyl. Mientras, que bajaba a 110,26 euros cuando hubiera más de 780 sesiones.

El Lote 2, correspondiente al ámbito de Medina del Campo (Valladolid), recayó en la Fundación Renal Íñigo Álvarez de Toledo, por 1,3 millones de euros durante el mismo periodo. Pese a que el valor estimado del contrato del servicio de hemodiálisis extrahospitalaria en la provincia de Valladolid estaba estimado en 15,4 millones, la adjudicación se quedó en 7,3 millones de euros.

El informe estadístico del Registro de Diálisis y Trasplante Renal de Castilla y León correspondiente al año 2017 (último publicado) recoge que se atendían 2.969 pacientes. De ellos, 1.360 precisaban de hemodiálisis en los hospitales públicos, los centros concertados o en domicilio y otros 1.609 eran pacientes con trasplante funcionante. En Valladolid, junto a las dos clínicas privadas, hay centros de diálisis en los hospitales Clínico y Río Hortega.

Fuente: El Día de Valladolid

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: